Atril

El amor genuino

La palabra amor tiene muchos significados. Algunas veces la usamos para placeres triviales como tenerle amor al helado, o puede equipararse con sentimientos románticos de “enamorarse”. Pero si esperamos comprender lo que en verdad es el amor, debemos entender cómo lo define Dios. En el Nuevo Testamento hay cuatro términos griegos diferentes para la palabra amor, y la forma más elevada y noble se llama ágape.

1 Corintios 13:4-8 dice: El amor es paciente, es bondadoso. El amor no es envidioso ni jactancioso ni orgulloso. No se comporta con rudeza, no es egoísta, no se enoja fácilmente, no guarda rencor. El amor no se deleita en la maldad, sino que se regocija con la verdad. Todo lo disculpa, todo lo cree, todo lo espera, todo lo soporta. El amor jamás se extingue, mientras que el don de profecía cesará, el de lenguas será silenciado y el de conocimiento desaparecerá.

Este capítulo es la descripción más larga y detallada de la Biblia sobre el amor ágape. Hagamos algunos análisis: “[El amor] es lo más alto, el pináculo. No es el fundamento, eso es fe. Así  como una rosa en plena floración es más grande que el tallo que la lleva, así la fe es lo más necesario, y la esperanza lo más alentador, pero el amor es lo más hermoso y radiante de los tres”: Charles Spurgeon.

El amor es paciente. Makrothymeó es una palabra compuesta que significa “longanimidad” o “paciente”. Es lo opuesto a responder con ira, y a menudo se asocia con la misericordia. Paciencia es la cualidad de autocontrol en las relaciones humanas. Ante la provocación, el amor es tolerante y no toma represalias apresuradas ni reprende de inmediato un agravio.

El amor es bondadoso. Chrésteuomai es un espíritu de mansedumbre y de gracia, que actúa con benevolencia buscando formas de ser útil y de ayudar.

El amor se alegra con la verdad. Sugchairó significa “regocijarse con los demás”. El amor genuino celebra cuando la verdad de Dios penetra un corazón, resultando en sinceridad e integridad de carácter.

Tengamos en cuenta que 1 Corintios 13 es un pasaje bíblico citado con frecuencia. Entre sus diversos usos: jugó un papel en la investidura del presidente Franklin Delano Roosevelt en 1933; y Bob Dylan se refi ere al pasaje en su canción “Dignity”, de 1989.

El amor todo lo disculpa. Stegó “cubre con silencio”. En vez de hacer públicas las faltas y los errores de otra persona, ágape construye un techo para proteger de la vergüenza y el ridículo a un hermano o una hermana caídos. “El amor cubre multitud de pecados” con la meta de restauración, no de condenación (1 Pedro 4.8).

El amor todo lo cree. Pisteuó cree y confía en los demás. No se trata de ingenuidad, sino una decisión de pensar lo mejor de alguien, en vez de lo peor.

El amor todo lo espera. Elpizó aguarda con confianza la victoria espiritual de una persona, sin importar sus imperfecciones presentes. El amor genuino cree en el poder de Dios para transformar una vida.

Resaltemos que la palabra ágape se utiliza 116 veces en el Nuevo Testamento, y aparece con más frecuencia en 1 Corintios (14 veces) y 1 Juan (18 veces).

El amor todo lo soporta. Hupomenó significa sufrir o permanecer bajo malos tratos o experiencias duras, manteniéndose firme en la fe. Soporta el agobio con calma y valentía, sin rendirse.

Como fruto del Espíritu, el amor no puede producirse por el esfuerzo propio. Todas las cualidades enumeradas en Gálatas 5:22-23 son características de la vida de Cristo expresadas en y a través de nosotros. Aunque el amor es a menudo considerado una emoción, el amor ágape es una acción abnegada que el Espíritu permite en la vida del creyente que vive en obediencia a Dios. Siempre está buscando una manera de expresarse por el bien de otra persona. El ágape nunca fallará, porque es un atributo de Dios que caracteriza al cielo y que se reflejará a la perfección en su pueblo en la eternidad.

Por: Charles Stanley: Fundador de In Touch Ministries. Su popular programa de radio y televisión. En Contacto puede escucharse en todo el mundo en más de 50 idiomas.

Share:

Leave a reply