Crónicas

Dirección de Asuntos religiosos, legado de Santos para los creyentes

En medio de la pasada celebración del 4 de julio como día nacional de la libertad religiosa y de cultos en Colombia, el presidente saliente Juan Manuel Santos formalizó la creación de la Dirección Nacional de Asuntos Religiosos. Una institución necesaria y exclusiva para la identificación, formalización, apoyo y fortalecimiento del sector religioso, que cada día crece más en todo el territorio nacional.

“Necesitamos el liderazgo espiritual de las comunidades religiosas en la construcción de la paz. Necesito que ustedes se sumen a esa bandera de la paz, porque la paz los necesita, la paz que fuimos negociando todos estos años necesita de ustedes. Hoy me complace muchísimo haber firmado este decreto, cumplir otra promesa. Me complace muchísimo dejar una situación de derechos a los colombianos en general, pero a las religiones en particular”, declaró el mandatario saliente de los colombianos.

La Dirección Nacional de Asuntos Religiosos tiene como su primera directora a Lorena Ríos Cuéllar, antigua coordinadora de asuntos religiosos del Ministerio del Interior, que tendrá bajo sus funciones la formulación, adopción, dirección, coordinación, ejecución y seguimiento de las políticas públicas, planes, programas y proyectos en materia de libertad e igualdad religiosa, de cultos y de conciencia y el aporte al bien común de las entidades y organizaciones del sector religioso.

Además, coordinará con las diferentes instancias competentes en la materia, las acciones tendientes a generar el diálogo interreligioso, político entre los sectores religiosos nacionales e internacionales y las diferentes dependencias estatales.

El ministro del interior, Guillermo Rivera, celebró la creación de esta dirección, “se ha trabajado para que el sector religioso y la Libertad Religiosa tengan cabida en la institucionalidad. Ustedes son uno de los mejores ejemplos de la democracia. Reúnen la diversidad de creencias y confianzas en las diferentes creencias y a mí me ha llamado poderosamente la atención y me ha llevado a trabajar por ello, convirtiéndose en una vocación de vida”, manifestó el ministro Rivera Flórez.

Promesa cumplida al sector religioso

“Hoy es un día histórico para el sector religioso. Han sido cuatro años de labor incansable porque cuando Dios da las oportunidades no las podemos desperdiciar. El señor presidente Juan Manuel Santos y los ministros del Interior: Juan Fernando Cristo y Guillermo Rivera, me permitieron cumplir no solo mi sueño sino también ir de la mano y conocer a todos los integrantes del sector religioso.

Si bien al principio no fue fácil lograr la cohesión de las 7000 entidades religiosas que hoy tenemos registradas ante el registro público, pero hoy quiero reconocer y agradecerles su generosidad de fortalecer el diálogo interreligioso, tal y como hoy, lo representan todos ustedes, los representantes del sector religioso”, sostuvo Lorena Ríos Cuéllar, directora nacional de asuntos religiosos.

Y es que el pasado 4 de julio se cumplieron más de 25 años de la libertad religiosa en Colombia que quedó consagrada en el artículo 19 de la Constitución de 1991, en donde se “garantiza la libertad de cultos. Toda persona tiene derecho a profesar libremente su religión y a difundirla en forma individual o colectiva. Todas las confesiones religiosas e iglesias son igualmente libres ante la ley”.

Sin embargo, ha sido en los últimos años donde se han logrado grandes victorias en materia religiosa y con relación directa con el Estado. Es así como todos los trámites para poder registrar y obtener una personería jurídica para una iglesia o comunidad de fe ahora se pueden realizar por internet, sin necesidad de largos tiempos de espera y engorrosos trámites.

Otro de los grandes avances, fue la inclusión del sector religioso en el Plan Nacional de Desarrollo a nivel nacional, lo que permitió la concertación y elaboración de la Primera Política Pública Nacional de Libertad Religiosa y de Cultos mediante el Decreto 437 del 2018.

Asimismo este permitió la creación por decreto del Día Nacional de Libertad Religiosa y más delante de la Primera Dirección Nacional de Asuntos Religiosos que dependerá del Ministerio del Interior según el decreto 1140 de 2018 fechado el 4 de julio del 2018.

Esta institución coordinará todo lo relacionado con el sector religioso de Colombia, donde existen cerca de 7000 entidades religiosas en registro público del Estado y más del 90% de las personas profesan una creencia religiosa. Desde el cumplimiento de lo que ordena la Constitución en materia de la libertad religiosa y de cultos como un derecho fundamental hasta el reconocimiento y apoyo de este sector a la construcción de ciudadanía y agentes de cambio dentro de la nación.

En 2016, el mandatario colombiano había expresado con respecto a la libertad religiosa a los líderes de fe presentes en la Casa de Nariño “Si estamos pecando por omisión, por no proteger, o por intromisión. Y yo creo que esa relación, esa comunicación permanente, es algo que a todos nos conviene. Y yo me había comprometido con otra iniciativa, incluir en el Plan de Desarrollo actividades para fortalecer la participación y la disidencia social de las entidades religiosas. Y según lo dispuesto en el Plan Nacional de Desarrollo, mañana iniciará un recorrido por todo el país para impulsar esta iniciativa, mañana mismo se va a comenzar este trabajo”.

Esta promesa al final de su mandato le fue cumplida al sector religioso en donde sus derechos tuvieron un gran impulso desde el Estado Colombiano, como un agente de protección más de no interferencia en sus asuntos básicos. El presidente Santos le cumplió al sector religioso con los diversos anuncios en esta materia que finalizan, como su legado en la creación de la Dirección Nacional de Asuntos Religiosos.

Por: David Bernal – @davidbernall

Foto: Presidencia de la Republica de Colombia – Sistema informativo de Gobierno.

Share:

Leave a reply